Aceite de oliva rico en oleocantal

Aceite de oliva rico en oleocantal

Después de este título, nos podemos imaginar lo que estás pensando: aceite de oliva rico en ¿oleo-qué?. Pues sí, oleocantal u oleocanthal, un compuesto orgánico presente en algunos aceites de oliva virgen extra, y que es el responsable de su sabor deliciosamente picante. Sin embargo, su mayor virtud no es esa, ya que esta molécula ha demostrado ser un antiinflamatorio natural de características similares al ibuprofeno, ¿cómo te has quedado ahora? Te invitamos a descubrir una historia apasionante sobre este tema, ya verás como no te defrauda :-)

El oleocanthal y el picor del aceite

Como ya te habrás imaginado, la palabra oleocantal proviene del latín, concretamente del término científico oleocanthal, formada por oleo, del latín oleum = aceite de oliva, y canth, del latín acanthus = espina. Por tanto, su traducción literal podría ser el de aceite de oliva espinoso, que en realidad podríamos traducir de forma más adecuada como aceite de oliva “picoso” o mejor dicho picante. En realidad, se trata de un término relativamente nuevo, ya que el oleocantal fue descubierto accidentalmente en 2005 por un grupo de investigadores liderados por el Dr. Beauchamp, bautizando así a este compuesto orgánico en un estudio publicado en la prestigiosa revista Nature. Parece ser que durante un congreso farmacéutico en Italia, estos investigadores bebieron un trago de aceite de oliva virgen extra, y tuvieron una sensación ligeramente irritante en sus gargantas, similar a la que se produce cuando se toma ibuprofeno, hecho que llamó poderosamente su atención. Esto les llevó a investigar el compuesto que provocaba dicho efecto en ese aceite de oliva y dieron con la presencia de un éster del tirosol (un antioxidante natural), derivado de la oleuropeína, y de la que ya te hemos hablado.  El caso es que este compuesto orgánico está presente de forma importante en las hojas del olivo, en sus aceitunas y por supuesto en su zumo, siempre que éste sea aceite de oliva virgen extra de calidad superior.
Oleocantal

¿Cómo saber si un aceite de oliva es rico en oleocantal?

Muy sencillo. Lo primero es que el aceite de oliva tiene que ser virgen extra de primerísima calidad, preferentemente obtenido de aceitunas verdes o en envero, que tienen una mayor concentración en oleoeuropeína, y por tanto un mayor grado de amargor y picor en boca. ¿Has probado alguna vez una aceituna recién cogida del árbol? Pues eso es la oleoeuropeína, exactamente lo que hace que se te salten las lágrimas :-)

En definitiva, que un aceite de oliva rico en oleocantal, deja huella a su paso, produciendo una sensación de amargor y picor en la garganta, acompañada de un breve y delicioso garraspeo. Si este efecto no se produce, probablemente su contenido en oleocantal sea muy bajo o inexistente, bien porque el aceite que estemos tomando provenga de aceitunas demasiado maduras o bien porque el aceite ha perdido estas propiedades debido al paso del tiempo. También es cierto que hay variedades que tienen una concentración en oleocantal más altas que otras, como es el caso de nuestra querida variedad picual, que como ya sabes, es la que contiene una mayor cantidad de ácido oleico (grasa monoinsaturada imprescindible para nuestro organismo) y antioxidantes naturales beneficiosos para la salud, como la vitamina E, la oleoeuropeína y el oleocantal.

Ibuprofeno oleoconthal aove

El oleocantal y la salud

Lo cierto es que existen ya estudios científicos que demuestran de manera sorprendente que el oleocantal es una molécula afín a los anti-inflamatorios no esteroideos, habitualmente prescritos por los médicos a través de fármacos como el ibuprofeno o el ácido acetilsalicílico para tratar dolores leves y enfermedades comunes como el resfriado.  De hecho, estos estudios han demostrado que el oleocantal tiene una potencia y efectos muy similares a los de estos anti-inflamatorios de laboratorio, pero con una estructura natural cuyas moléculas inhiben las mismas enzimas (COX) sin los efectos secundarios producidos por los fármacos. Y este es un descubrimiento importantísimo para nuestra salud, porque este hecho sugiere alternativas más naturales para la prevención y el tratamiento de ciertas enfermedades tan comunes en nuestros días como el cáncer, enfermedades cardiovasculares o enfermedades neurodegenerativas como el Alzehimer, el Parkinson o la Arteriosclerosis, donde anti-inflamatorios como el Ibuprofeno han demostrado ya sus efectos beneficiosos. De hecho, el Profesor Paul Breslin, en un reciente estudio que puede revolucionar la medicina moderna, ha demostrado que el oleocantal destruye las células cancerígenas en tan solo 20 minutos sin afectar a las células sanas y al tejido circundante.

Un chupito (40 ml) de aceite de oliva virgen extra rico en oleocantal, equivale a tomar unos 250 mg de ibuprofeno.

Por todo ello, hasta se ha constituido la Sociedad Andaluza del Oleocanthal, que recientemente ha empezado a impartir seminarios dirigidos a médicos de familia y asistencia primaria. Así que no te extrañe si un médico te receta aceite de oliva rico en Oleocanthal :-)

Para seguir aprendiendo, no te pierdas: Los beneficios de tomar aceite de oliva en ayunas.

Tomar aceite de oliva en ayunas


Puntúa este artículo:
(2 puntuaciones, media: 5,00 de 5)
COPYRIGHT: Contenido original protegido por derechos de propiedad intelectual. Se permite su uso como fuente de información enlazando esta página. Gracias.

Me gusta el aceite de oliva

¡Gracias por tu apoyo!

Comparte tu cultura sobre el aceite de oliva ;-)